Entrevista en Nevando en la Guinea

(Revista Nevando en la Guinea, diciembre 2009, Cecilio Olivero Muñoz)

Hola Rafael, ¿qué es para ti la poesía?

Tengo un poema en el que digo que la poesía es el arte de resolver paradojas. Para mí, la poesía es eso: hacer posible lo imposible. Cuando esto ocurre, se produce el desconcierto, la sorpresa. Lo irracional se hace, de pronto, inteligible. Entonces se produce el milagro.

¿Por qué escribes?

Pesa sobre mí una suerte de condena kármica que me lleva a sentirme mal si no lo hago. Cuando sabes que si no escribes la mejor obra de la historia de la literatura tu vida no habrá valido para nada, la presión es considerable.

En tu web he visto que eres fan de Sánchez Dragó, ¿consideras a Sánchez Dragó un referente? ¿Por qué?

Fernando Sánchez Dragó posee una de las prosas más refinadas del panorama actual. Como diría García Márquez, «hipnotiza al lector». Los párrafos están balanceados, el vocabulario es rico… Me resulta un placer leer sus textos aunque sólo sea por la forma. Si a esto le añadimos que el fondo es didáctico, divertido y terapéutico, poco más se le puede pedir.

Eres asiduo del Bukowski Club, ¿qué poetas te han impresionado del Bukowski Club?

Nacho Aldeguer y Daniel Orviz.

¿Por qué dicen de ti que eres el Juan Nadie de la postmodernidad?

Ese apelativo me lo dio Ignatius Farray cuando escribió el prólogo de Nuevo Docuemento de Texto. Ignatius es un humorista de Paramount Comedy que conocí al día siguiente de llegar a Madrid, allá por 2005. Habría que preguntarle a él…

¿Qué opinas del fenómeno Fernández Mallo?

Yo debo de ser de los pocos que mantienen una postura no extrema ante la saga Nocilla. La mayoría de los lectores se posicionan o muy a favor o absolutamente en contra. Ni me parece que sea algo revolucionario (no es muy diferente a último Round de Cortázar u otros en esa línea de experimentación, de mezclar géneros o historias cortas relacionadas), ni me parece que contravenga ningún tipo de norma inviolable de la literatura. A mí la trilogía Nocilla me ha gustado y todo intento de renovación, ya sea fallido, logrado o moderadamente conseguido, me parece plausible. Además, Agustín me cayó muy bien cuando lo conocí en la presentación de Creta Lateral Travelling; se le ve un tipo inteligente y buena persona.

¿Qué escritores han influido en tu obra? ¿Por qué?

Julio Cortázar, Juan José Millás (por su visión extraordinaria de lo cotidiano), Fernando Sánchez Dragó (por su riqueza y equilibrio), Joaquín Sabina (porque intenta dar siempre una vuelta más a lo escrito), José María Fonollosa (por su crudeza), José ángel Buesa (por su cursilería), Rubén Darío (por su musicalidad), Belén Reyes (por su simplicidad), Luis Alberto de Cuenca (por saber ver la belleza en lo que no es bello), Pedro Salinas, Espronceda, Huidobro, Carlos Edmundo de Ory, etc. (por todo lo demás).

¿Qué poetas nos aconsejarías leer?

Cualquiera de los anteriormente citados.

¿Qué opinas de la auto-publicación en www.lulu.com?

Estoy a favor de la autopublicación. Creo que no debe ser un punto de partida, sino un punto de llegada. Es decir: el mayor privilegio de un autor debería ser autoeditarse. Si te autoeditas no tienes ningún tipo de restricción o condición. Es la libertad absoluta. El problema es hacer llegar los libros a los lectores. Faltan distribuidoras, los libros autoeditados no gozan de mucha confianza, la gente es reticente a comprar por Internet… En cuanto a www.lulú.com, no le aconsejo a nadie que siga mis pasos. He tenido bastantes problemas con personas que me decían que los libros le llegaban mal impresos, con letras superpuestas, etc. De hecho, me gustaría publicar Nuevo Documento de Texto en otra editorial, pero carezco de la fuerza de voluntad necesaria para buscarla.

¿Cómo consideras el tema editorial? ¿Y los concursos sobre poesía?

El tema editorial se basa en el beneficio económico que un determinado libro pueda rendir. No tiene nada que ver con la calidad literaria, pero tampoco con su opuesto. A este respecto y como en casi todo en la vida, creo que es más importante ser un buen relaciones públicas que un buen escritor. De los concursos de poesía o de los concursos en general, no se habla muy bien. Mucha gente que tiene relación con el mundo (personas que han sido pre-jurado de premios de poesía) me dicen que hay demasiado tongo. A finales de año es el fallo de un premio en el que participo. Entonces te diré lo que opino.

He visto que en www.lulu.com tu libro se vende como si fuera cocaína, ¿Es debido a que saliste en la tele?

Mi libro no se vende mal, pero tampoco demasiado. Aunque claro, tengo tres razones en contra: durante un tiempo estuvo descargable en pdf (y mucha gente lo descargó), es poesía (lo cual nunca ha sido para las grandes masas) y se vende sólo por Internet (sigue habiendo muchos a los que le da miedo comprar por Internet).

¿Qué manías tienes a la hora de escribir?

Ninguna. Puedo hacerlo en libreta, en hojas sueltas, a bolígrafo, a pluma, a ordenador, en el móvil, por la mañana, por la tarde, por la noche, en el trabajo, en casa, en las cafeterías…

¿Estás preparando algún libro de poemas?

En Junio terminé Nuevo Documento de Texto 2, bautizado con otro nombre alternativo o extensivo, como toda buena segunda parte se merece. Ahora estoy escribiendo la tercera parte.

¿Lees a la poesía actual? ¿a quienes?

Leo todo lo nuevo que sale de Benjamín Prado y de Luis Alberto de Cuenca. También de Benedetti, hasta que el pobre murió. No me gusta nada de lo que se escribe ahora. De vez en cuando me compro algún premio Hiperión, Adonais, o Ciudad de los Muertos Vivientes para indignarme tranquilamente en casa.

¿Te consideras al menos integrante de la llamada «Generación Nocilla»?

No. Además, yo sólo ingiero chocolate del 85% de cacao en adelante.

Y por último, ¿qué te parece la Revista Literaria Nevando en la Guinea?

Lo que he leído de ella pinta bastante bien. Ahora seguiré con ella.

Gracias Rafael, estaremos al tanto de lo que escribes, hasta otro momento. Gracias.

Muchas gracias a ti. Un abrazo para todos.